Inclusión de las nuevas tecnologías en el aula ordinaria con el “Plan 2.0.”: Un gran avance para la intervención educativa del alumnado con deficiencia auditiva

Mª Carmen Sánchez Mendías. Psicopedagoga. (Granada)
11/01/2010
El principal objetivo del “Plan 2.0” es dotar, en los próximos cuatro cursos, a las aulas ordinarias de: 5º y 6º de Educación Primaria y de 1º y 2º de Educación Secundaria Obligatoria, de recursos tecnológicos que transformen las aulas tradicionales en aulas tecnológicas, dotadas de pizarras digitales, ordenadores portátiles para los alumnos y de un ordenador portátil para cada profesor.

Esto supondrá un gran avance en el proceso de atención educativa, desde el aula ordinaria, al alumnado que presente algún tipo de discapacidad, pues partimos de la concepción de que las TIC son un medio imprescindible para contribuir al desarrollo integral de las personas en general y, en particular, en el caso de los alumnos con Necesidades Especificas de Apoyo Educativo, dado que van a ofrecerles una respuesta acorde a sus necesidades y demandas.

En el presente artículo, nos vamos a centrar en la importancia del uso de las nuevas tecnologías, como recurso de apoyo para el aprendizaje de aquellos sujetos con necesidades educativas especiales asociadas a un déficit auditivo, destacando la importancia de su introducción (pizarra digital y ordenadores portátiles), en el aula ordinaria con el”Plan 2.0″.

Según Valmaseda (1995), el alumno que presente déficit auditivo, además de un código de comunicación, precisa del uso, por parte del profesorado en el aula ordinaria, de estrategias didácticas y metodológicas que permitan adecuar el proceso de enseñanza – aprendizaje a sus características y posibilidades. Por tanto, la inclusión de las nuevas tecnologías en el aula ordinaria va a ofrecer, al alumno con déficit auditivo, una educación igualitaria y a una escolarización en régimen ordinario. El aula es el mejor contexto para el desarrollo del lenguaje, así pues el sujeto al estar inmerso en ella obtiene una “normalidad lingüística”.

Algunas de las estrategias que deberá utilizar el profesorado, para adaptar el proceso de enseñanza aprendizaje de alumnado con discapacidad auditiva en el aula ordinaria, son las siguientes:

  • Usar material gráfico siempre que sea posible.
  • Ofrecer información principalmente por vía visual.
  • No dar la información básica caminando, de espaldas o mientras se escribe en la pizarra.
  • Utilizar recursos y materiales visuales que acompañen a la información oral.
  • Presentar la información en soporte visual.
Todas las estrategias anteriormente citadas podrán ser puestas en práctica mediante el uso de las nuevas tecnologías, y especialmente con el uso de la pizarra digital y el ordenador (con conexión a Internet), recursos que nos ofrece el “Plan 2.0”.

a) La pizarra digital como recurso de apoyo para la atención educativa del deficiente auditivo

La pizarra digital es la suma de un ordenador multimedia conectado a Internet y un cañón de proyección, que refleja sobre una pantalla blanca lo que se proyecta en la pantalla del ordenador:

Marquès, P. y Grupo Dim. (2006:7). La Pizarra digital. Barcelona: Grupo Edebé.

Con el uso de la pizarra electrónica, el profesor podrá realizar las explicaciones magistrales de las unidades didácticas de las distintas áreas, materias o asignaturas del currículum, utilizando como apoyo la imagen, fundamental para la comprensión del contenido a explicar por parte del alumnado con discapacidad auditiva, que pondrá visualizar documentos (textos, gráficos, mapas conceptuales etc..), fotografías, videos, presentaciones multimedia etc., así como cualquier información procedente de Internet.

Del mismo modo, la pizarra digital, facilitará su proceso de socialización contribuyendo a la realización de actividades en grupo y permitiendo la exposición de los trabajos apoyándose en este recurso, un buen ejemplo es la utilización de presentaciones Power Point.

b) El ordenador como recurso de apoyo para la atención educativa del deficiente auditivo

El alumno con deficiencia auditiva podrá hacer uso del ordenador sin ningún tipo de adaptación, pues el tipo de deficiencia que presenta es de tipo sensorial y, por tanto, no va a dificultar su acceso.

Los ordenadores son un recurso educativo importante para la educación de las personas con déficit auditivo, pues les ofrecen la información en soporte visual, contribuyen a un aumento de la motivación del alumnado en la realización de las tareas escolares, y permiten mejorar su competencia lingüística a través del entrenamiento. Desde el punto de vista social, va a facilitar su integración dotándolos de autonomía para la realización de sus aprendizajes y les va a permitir acceder a la información. A través de la pantalla los alumnos podrán recibir cualquier tipo de mensaje mediante un estimulo visual, rompiendo así con una las principales barreras de comunicación.

Asimismo el ordenador con conexión a Internet, nos va a permitir fomentar actividades socializadoras mediante la participación del deficiente auditivo en el desarrollo de los trabajos grupales. Por ejemplo, en el aula ordinaria se podrían realizar debates entre el alumnado que forma el grupo-clase a través del Chat, contribuyendo así al proceso de socialización del alumnado sordo. Otra opción es utilizar el correo electrónico para facilitar su comunicación con el profesor y resto de compañeros de clase.

Actualmente, en el mercado podemos encontrar, un gran número de aplicaciones informáticas, para la intervención de la deficiencia auditiva, consideradas herramientas fundamentales para el desarrollo y la mejora del habla y del lenguaje, a través del entrenamiento, precisando de un equipo informático para ser reproducidos.

• Ordenadores con conexión a Internet

Internet es considerado un recurso de apoyo para el desarrollo de determinadas capacidades en el sujeto con déficit auditivo tales como los procesos cognitivos básicos (atención y memoria) y el lenguaje escrito, pues en ambos casos permite presentar la información de forma gráfica o visual, favoreciendo la comprensión de ésta, siempre y cuando el sujeto con discapacidad auditiva posea un nivel lectoescritor considerable y en última instancia fomenta la motivación hacia el proceso de aprendizaje.

Inconvenientes

Con el”Plan 2.0″ hemos salvado uno de los grandes inconvenientes que hemos padecido durante años, la ausencia o escasez de recursos tecnológicos en los centros educativos. A pesar de esta dotación económica para la compra de dichos recursos, nos encontramos con otra serie de limitaciones que exponemos a continuación:

  • La falta de formación del profesorado en nuevas tecnologías y el rechazo que pueden mostrar ante estos innovadores recursos.
  • La escuela, como institución social, tiene cierta tendencia al inmovilismo. En los centros educativos se rechaza inicialmente cualquier nueva tecnología y estrategia de enseñanza. (Cabero, 2007).
  • Los alumnos sordos necesitan una intervención psicopedagógica en la que debe participar todo el equipo educativo que les impartan docencia, el departamento de orientación y la familia, siendo necesario el trabajo colaborativo entre ellos. Si queremos integrar al niño sordo, en el aula ordinaria, debemos contar con un especialista de audición y lenguaje que trabaje en colaboración junto con el profesor tutor y el resto del profesorado apoyándose en las nuevas tecnologías, siendo necesario formar al profesorado sobre la importancia del trabajo en equipo ante este tipo de deficiencia. No obstante, sigue existiendo una falta de especialistas, que presten apoyo en el aula ordinaria al alumno sordo. Otro problema es la falta de tiempo por parte de los docentes para trabajar en grupo con el especialista.
  • Necesidad de especialistas en nuevas tecnologías que puedan poner al día los contenidos que se lleven a cabo en el aula.
  • Actitud negativa de la comunidad educativa hacia las nuevas tecnologías que dificulta la búsqueda de soluciones y la superación de las limitaciones.

Referencias bibliográficas:

Cabero, J. y Martínez, F. (1995): Nuevos canales de comunicación en la enseñanza. Madrid: Centro de Estudios Ramón

Cabero, J, Córdoba, M. y Fernández, J.M. (2007). Las TIC para la igualdad: nuevas tecnologías y atención a la diversidad. Sevilla: MAD.

Gallardo, J. R y Gallego, J. L. (1995). Alteraciones del lenguaje en el deficiente auditivo. En Manual de Logopedia escolar: enfoque práctico. Málaga: Aljibe.

Junta de Andalucía. (2002). Guía para la atención educativa a los alumnos y alumnas con discapacidad auditiva. Consejería de Educación Junta de Andalucía.

Marquès, Pere, Casals, P. (2003). La pizarra digital en el aula de clase, una de las tres bases tecnológicas de la escuela del futuro. Revista Fuentes Facultad de Ciencias de la Educación de Sevilla. Vol.4. Las nuevas tecnologías en la enseñanza. P.p. 53-62

Marquès, Pere, Casals, P. y Blesa, J.A. (2002). La pizarra digital en el aula: una investigación en marcha. Revista: Comunicación y pedagogía: Nuevas tecnologías y recursos didácticos. Nº 185, P.p. 23-30.

Ministerio de Educación y Cultura. (1995). Necesidades educativas especiales del niño con deficiencia auditiva. Ministerio de Educación y Cultura: Secretaría General Técnica. Centro de Publicaciones.

Valmaseda, M. (1995): Las personas con discapacidad auditiva, y La evaluación y tratamiento en las deficiencias auditivas. En Verdugo, M. A. Personas con discapacidad. Perspectivas psicopedagógicas y rehabilitadoras. Madrid: Siglo XXI.

Webgrafía:

Marquès, Pere; y Grupo Dim. (2006). La pizarra digital en el aula de clase. Barcelona:Grupo Edebé.

Categorias:

Publicado en:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: